29 C
Cancún
martes, mayo 28, 2024

Cadenita de corrupción Ana Patricia Peralta de la Peña

*La presidenta municipal de Benito Juárez, Ana Patricia Peralta de la Peña, ha tejido una red de corrupción para controlar hasta los más insignificantes negocios que involucren el negocio de las mil 300 toneladas de basura, pagadas a 846 pesos, le da ganancias de más de un millón diarios

*El gran negocio está con Red Ambiental, ligada al Jorge Emilio González, a la que le entregó por asignación directa la renovación del contrato SIRESOL-DG-CPS-01-23, por el monto mínimo de 324 millones de pesos, para que se encargue de la recolección y transporte de desechos

*Los amigos beneficiados son: para manejo de residuos con Protección Ambiental Contenedores, contrato SIRESOL-DG-CPS-02-23, por 10 millones 845 mil pesos, y le rentan un trascabo por más de 6 millones de pesos, según contrato SIRESOL-DG-CPS-03-22; supervisión ambiental con TUA Proyectos, contrato SIRESOL-DG-CPS-07-22, por 306 mil pesos, entre otros

Redacción/Sol Quintana Roo

Cancún. – A través de varios procesos de moderna alquimia de corrupción, Ana Patricia de la Peña, presidenta municipal de Benito Juárez, ha encontrado la piedra filosofal en la basura. Descubrió el milagro, la fórmula, que infructuosamente buscaron los magos de la edad media, y logró convertir los desechos en oro.

Con desmesurada ambición, desde el poder que tiene como edil, ha forjado una espiral de negocios oscuros que le permiten controlar con millonarios negocios, todos y cada uno de los cada uno de los procesos de recolección, acopio, recepción, transporte, transferencia, almacenaje, aprovechamiento, reciclaje, transformación, procesamiento y transformación de los residuos sólidos urbanos, materiales valorizables, así como subproductos.

La fórmula que ha aplicado con sus cómplices y padrinos políticos, fue renovar el contrato para recolección de basura a Red Ambiental, el contrato SIRESOL-DG-CPS-01-23, por 324 millones de pesos. Por supuesto por asignación directa, es decir por dedazo, sin competidores al frente, lo que se presta para moches, diezmos y todo tipo de componendas por debajo de la mesa. Aquí ya se tiene lo más importante que es el control de la recolecta y trasporte de la basura.

Y por si fuera poco pagar la basura más cara de todo el país, por lo que, como si fuera un casino, se juega con una variable de recolección que va de mil 200 hasta mil 500 toneladas diarias, dependiendo de la temporada. Y si se paga 846 pesos por un promedio de mil 300 toneladas diarias, da la cifra de un millón 99 mil 800 pesos de ganancia diaria.

Con el fin de alterar a su antojo las toneladas ingresadas diarias, siempre está descompuesta la báscula en la entrada del relleno sanitario. Pero además, en caso de que llegara a funcionar la báscula, al ser juez y parte, ellos colocan al encargado de anotar el número de camiones que ingresan, por lo que de todos modos deciden a su antojo el número de toneladas que van a reportar. Todo a costa del erario público, de los impuestos que pagan todos y cada uno de los cancunenses.

Y si alguno pensara que ello es demasiado, ya que les deja ganancias de más de un millón de pesos diarios, pues resulta que no es suficiente para sus expectativas, a Ana Patricia Peralta le gana la avaricia y sigue la danza de los millones. Quiere exprimir todo el dinero que se genere hasta en los mínimos recovecos de todo el proceso de la basura y si pudiera se bebería hasta los lixiviados. Es por ello que manejo de residuos sólidos, tienen el contrato SIRESOL-DG-CPS-02-23, por un monto de 10 millones 845 mil 915 pesos con 97 centavos, a Protección Ambiental Contenedores y más S.A. de C.V.

Otro contrato es con TUA Proyectos S.C., con número SIRESOL-DG-CPS-07-22, que fue entregado por asignación directa, por la cantidad de 306 mil pesos, para que se dedique a la “supervisión ambiental en el Centro Intermunicipal de Manejo Integral de Residuos Sólidos de Benito Juárez e Isla Mujeres”. No dejan espacio para nadie, hasta tienen la millonaria renta de un trascabo entregado por asignación directa a Protección Ambiental Contenedores, con el contrato SIRESOL-DG-CPS-O3-22, por seis millones 243 mil pesos para usarse en un basurero sellado hace años.

El resultado es una emergencia ambiental por mal manejo del basurero, pero ya se preparan para hacer grandes negocios con nuevo basurero, que por la afectación a mantos freáticos puede contaminar todo el suministro de agua potable.

NOTAS RELACIONADASS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

RECIENTES